31
Dic
06

El año del aterrizaje

Oh, lo siento, estimados lectores. Siendo como es 31 de diciembre, toca post personal. A los que no les interese, vayan a ver la tele (pero, conociéndoles, no pongan Telemadrid, a no ser que tengan un interés especial en tirar su receptor por la ventana).

2005 fue un año extravagante, por decir poco. Con una lluvia de diñeiros que nadie se esperaba (yo el que menos) hice cosas que sólo hasta entonces sólo podía permitirme soñar. 2006 ha sido el año del aterrizaje. El año en el que volví a casa, el año que descubrí a la Agencia Tributaria (1400 euros…auch) , en definitiva, el año en el que volví a la vida del Thiago de antes. Yo, por supuesto, no soy el Thiago de antes (gracias a Dios) y la vuelta a la normalidad ha sido complicada (lo está siendo, de hecho). Hay amistades que he reforzado, otras que se han disipado, y me apena; en fin, todo lo que suele pasar en un año.

Y 2007… mi vigésimo-sexto año en ésta Tierra ha de ser el año del trampolín. Se acabarán (espero) las sendas marcadas a rotulador en el mapa de mi vida. Me dicen que tendré que enfrentarme a la vida en su plenitud, tendré que construir mi propia vida con mis propios medios a partir de ahora. La verdad es que, aunque tengo bien marcado dentro de mi subconsciente la idea calvinista de “enfrentarse” a la vida, “sumergirme” en ella sería más bien mi objetivo. La cuestión es que no me he planteado aún exactamente qué voy a hacer; irme a Rotterdam, ver a mis amigos independizados y descubrir que mis padres no tienen precisamente la intención de aguantarme mucho tiempo más sin hacer nada (lo que oblitera la idea de dedicarme a estudiar full-time para la oposición, aunque, la verdad, jamás en la vida he estudiado full-time y no creo que aprenda ahora) ha hecho que me tenga que replantear ciertas cosas y sopesar opciones que no había considerado hasta ahora, como compartir piso (sobreviví en Holanda, ¿no?) y buscar curro en lugares a donde no quería volver. Pero bueno, tengo optimismo en mi futuro y creo en mis posibilidades. Soy bueno currando y lo he demostrado más de una vez. En fin. Vamos a ver qué nos depara 2007.

Mientras tanto…no sé ni siquiera qué hacer en Nochevieja…

Seguiremos informando, desde luego…el año que viene.

Anuncios

2 Responses to “El año del aterrizaje”


  1. 31 diciembre 2006 en 3:16

    Feliz año, Thiago, que pases una feliz noche y que tu año que viene sea provechoso y encuentres esa soñada independencia.

    Salud!!!

  2. 03 enero 2007 en 11:44

    FELIZ AÑO THIAGO, ESPERO QUE NO SEA TAN DURO ESTE AÑO, COMO LO HA PODIDO SER PARA TI Y PARA MI, DE TODOS MODOS.QUE SEPAS QUE SI EN ESTE PERIPLO, NECESITAS AYUDA. SI ESTA EN MI MANO, TE AYUDARE….

    …MECH


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: